Cecilleforthekill / Lifestyle / Looks / Words / enero 26, 2017

MY OWN LALALAND

CECILLEFORTHEKILL-EPITAPH-2

La magia de las cosas bien hechas está en no pretender. Creo que no pretender es lo más bonito que uno puede hacer, es la mejor manera de vivir la vida. Las cosas que no son pretenciosas tienen la belleza de lo real. Y cuando algo es puro no le hacen falta florituras para lucirse. Le basta con lo que muestra, sin engaños.

A mi me viene esta reflexión después de haber visto, por segunda vez, La La Land. Creo que es una de mis películas favoritas de los últimos tiempos. No se si es Ryan Gosling, que está tan divertido como guapo, o si es la historia de amor de ellos, o mejor dicho, la manera de representarla del director, que es capaz de hacer saltar las chispas desde el estudio de cine en LA directamente al asiento del espectador. No se si es la cruda realidad a la que nos enfrentamos cada día. Leía el otro día que no es una historia de amor, al contrario, es una historia de egoísmo por buscar el éxito personal y la fama en lugar de, al menos, intentar compatibilizar el trabajo/pasión con la pasión que solo da el amor.

Y yo, no se muy bien porqué, no lo veo de esa manera. Es verdad que un final diferente nos hubiera hecho salir del cine con sensación de plenitud. Es verdad que el final que le han dado te mancha la felicidad de la música, de los colores, del sol de LA con un fondo de tristeza. A mi me hizo falta una segunda vez para apreciar las notas de tristeza, de egoísmo y sobretodo, las notas de separación. Y no se porqué, a pesar de que salí del cine un poquito más triste, también salí un poco más contenta. Contenta por saber que mis problemas y a lo que yo me enfrento en la vida no es más que a lo que nos enfrentamos todos. De repente, volviendo a casa, me sentí un poco menos sola y más acompañada de todos los desconocidos que luchan y viven con los mismos dramas que yo.

Es curioso porque el cine, ese lugar donde puedes dejar de existir, donde puedes desaparecer durante 2 horas, cada uno lo entiende de manera diferente. A mi me da paz estar en un lugar donde durante 120 minutos comparto un trozo de irrealidad maravillosa con gente que no volveré a ver, y que, por un rato, estamos conectados viendo la misma realidad. Y además, afecta a cada uno de manera diferente, y puede tocar botones en el alma, también a cada uno de manera diferente. Yo empezaba este texto escribiendo sobre La La Land, y lo acabo hablando de mí, y supongo, que de alguna manera, del resto del mundo.

Hasta aquí por hoy, me voy a crear mi La La Land particular, que no es poco.

CECILLEFORTHEKILL-EPITAPH-10

CECILLEFORTHEKILL-EPITAPH-6 CECILLEFORTHEKILL-EPITAPH-5 CECILLEFORTHEKILL-EPITAPH-8 CECILLEFORTHEKILL-EPITAPH-3 CECILLEFORTHEKILL-EPITAPH-4 EPITAPH TOTAL LOOK



Bookmark and Share




Previous Post
MOËT & MY HAPPY NEW YEAR
Next Post
THE - MOMENT - IS - NOW




0 Comment

Deja un comentario



More Story
MOËT & MY HAPPY NEW YEAR
En la vida hay dos tipos de personas, esas que le ven un sentido a todo y aquellas otras que piensan que las cosas no están...